Tipos de ascensores | ¿Cuál es la mejor opción?

En la actualidad es más que notable la evolución desde los primeros y antiguos elevadores de carga y posteriormente de personas, ahora existe una gran cantidad de tipos de ascensores. Es por ello, que nosotros desde Grupo Ipel, en nuestra condición de empresa experimentada y responsable, con un gran historial de servicio en el sector de maquinaria y toda clase de elevadores, queremos ayudarte dándote a conocer los distintos tipos de ascensores de los cuales puedes hacer uso.

De hecho, la variedad de ascensores es tan amplia, que puedes encontrar diferentes tipos de acuerdo a elementos como:

  • La ubicación en el edificio (si es en el exterior de este o en el interior).
  • El tipo de cabina.
  • Maquinaria y estructura especial para ser usada dentro de viviendas.
  • El tipo de accionamiento mecánico, entre otros elementos.

La llegada de los elevadores o ascensores para personas, trajo consigo la solución a un gran problema que sufrían especialmente las personas ancianas o con movilidad reducida, al igual que aquellas que necesitan de una silla de ruedas para desplazarse. Para ellos, subir o bajar escaleras era todo un desafío e inclusive un imposible sin ayuda de otros.

Cuando no hablamos de ascensores específicamente, podemos decir que existen dos grupos de elevadores de personas, los cuales son:

  1. Los salvaescaleras
  2. Los elevadores verticales

tipos-de-ascensor

Tipos de ascensores o elevadores verticales

Si bien el tipo más popular de elevadores verticales es el ascensor, existen también otras clases más específicas, como los ascensores unifamiliares (que se les conoce por su reducida velocidad con respecto a otros) o los elevadores verticales de corto recorrido.

Por otra parte, este tipo de elevadores disponen de distintos tipos de sistemas de tracción, como lo son los hidráulicos, los autoportantes y los electromecánicos. De estos te hablaremos más adelante.

Elevadores verticales de corto recorrido

Estos elevadores verticales cuentan con la característica de tener, con la altura de un metro, una cabina abierta, la misma que puede llegar hasta unos tres metros.

Los mismos son los mejores si se desean preservar unos pocos recorridos los cuales pueden deberse a desniveles causados por los escalones en la entrada del edificio, sea comercial o de vivienda, también para mantener una planta de altura que estuviese en el edificio, en el local o en la vivienda unifamiliar. Es importante tener en cuenta que no debe pasar de los tres metros de recorrido.

Ascensores de velocidad reducida

Este segundo tipo de elevadores es más conocido como “ascensores unifamiliares”. Dicho ascensor es de ambiente doméstico y actúa  como un montacargas para una cantidad reducida de personas. Guarda gran relación con el ascensor convencional en su apariencia, sin embargo, es diferente ya que su velocidad máxima de desplazamiento es de aproximadamente 15 cm x seg.

El presente ascensor es perfecto para ascender o descender a lo largo de hasta de 5 o 6 plantas. Es por ello su gran popularidad en viviendas unifamiliares de múltiples plantas.

De igual manera puede ser instalado en locales comerciales o edificios cuyo tránsito estimado de pasajeros sea bajo y en los que la velocidad no sea un factor importante o relevante.

Ascensores convencionales

Para el tercer puesto hemos dejado al tipo de elevadores más empleado o conocido por todos los ciudadanos, hablamos del ascensor convencional. Este puede ser fácilmente encontrado en edificios públicos, comunidades de vecinos, grandes hospitales, entre otras estructuras.

Estos ascensores son perfectos para moverse a lo largo de gran cantidad de plantas, y son capaces de soportar un tránsito medio grande de pasajeros.  A diferencia de los ascensores de velocidad reducida, con estos la velocidad sí es un elemento importante.
tipos-de-elevador

Tipos de ascensores según su sistema de tracción

Originalmente, los ascensores o elevadores operaban gracias a una máquina de vapor, tanto de manera directa como por medio de alguna especie de tracción hidráulica. Esto fue así durante el siglo XIX.

Sin embargo, en la actualidad hay hasta tres tipos importantes de ascensores  de acuerdo a los diferentes sistemas de tracción:

Ascensores hidráulicos

Este primer sistema de tracción es el ideal para edificios a los cuales se les imposibilita hacer modificaciones a sus estructuras interiores.   Esto se debe a que erradica la necesidad de tener una sala de máquinas superior. En cuanto a su instalación, esta puede ubicarse hasta unos 15 metros de distancia con respecto al hueco de la vertical de este.

Entre sus ventajas se encuentran:

  • El esfuerzo del transporte no ocasiona un impacto sobre la estructura del edificio o construcción.
  • Desgaste menor de la maquinaria (Esto gracias a que todo el sistema trabaja con aceite, el cual es inyectado mediante una bomba a presión).
  • Muy seguro ante cortes eléctricos (Se puede descender de manera manual removiendo presión al equipo con ayuda de una simple válvula).

Es bastante común encontrar ascensores con este sistema en edificaciones modernas, no es recomendable su instalación en aquellas con alturas superiores a los 21 metros.

Ascensores autoportantes

Considerados los ascensores con el diseño y sistema de tracción más moderno del mercado. Destacan por ubicar a la máquina de tracción en el hueco de este (comúnmente en la parte superior). Mientras que sus controles van instalados a un lado de la puerta del nivel más alto.

Los ascensores autoportantes tienen las siguientes ventajas:

  • Considerable reducción del espacio requerido.
  • Confiabilidad de los equipos.
  • Se puede destinar para otros propósitos el espacio convencional planeado para la sala de máquinas.

Ascensores electromecánicos

Para culminar te hablaremos de los ascensores electromecánicos, cuya tracción se lleva a cabo mediante un grupo formado por una máquina reductora, una polea y un motor eléctrico.

De la polea cuelga un cable de tracción, el cual se arrastra por fricción durante el giro de esta. Mientras que la cabina mantiene un trayecto guiado gracias a la presencia de rieles.

Con respecto al contrapeso, este puede ubicarse tanto al fondo de la cabina como en alguno de sus laterales. Esto variará de acuerdo a elementos como la situación de la sala de máquinas, el tamaño del hueco, y la planta de la cabina.

Para la presente modalidad, existen dos tipos posibles de configuraciones:

  • Instalaciones con máquina en alto.
  • Instalaciones con máquina en bajo.

Lo ideal es situar el cuarto de máquinas en lo alto del hueco, ya que una sala de máquinas en bajo aumenta de forma considerable los costes de instalación.

Hazte con el ascensor de tu preferencia

Ahora que ya conoces los distintos tipos de ascensores, si estás interesado en adquirir o instalar alguno, no esperes más y solicita nuestros servicios y productos, te garantizamos tanto calidad como rapidez. A su vez puedes visitar nuestra sección de maquinaria de elevación industrial o revisar otros interesantes post de nuestro blog.

Comentario

Su dirección de email no será publicada